George A. Romero, el padre del zombie moderno


Si sois ávidos lectores de nuestros artículos recordareis uno de de nuestros más recientes sobre los zombies. En este os contamos cómo surgió la figura del zombie y especulábamos sobre la posible zombificacion de cierto presentador de televisión.

Pues esta semana os hablaremos de George A. Romero, cineasta independiente que popularizó el género zombie con sus películas siendo el principal precursor con «La noche de los muertos vivientes (1968)». Falleció el año pasado a los 77 años de edad y en Comtecart hemos querido con este artículo dar un pequeño homenaje a este director que impuso las bases y dio lugar al arquetipo de zombie que todos conocemos a día de hoy.

Romero fue un apasionado del cine desde que era un niño y de aquellas ya incluso rodaba sus propias películas en 8 milímetros. Se graduó en la Universidad Carnegie Mellon en 1960 y junto con sus amigos John Russo y Russell Streiner montó una productora para rodar anuncios. Una vez hartos de realizar estos trabajos el trío se lanzó a la aventura para producir una película de terror inspirada en «Soy leyenda» de Richard Matheson, una de las novelas de vampiros más populares del siglo XX.

Espera. Espera. ESPERA. ¿Habéis dicho VAMPIROS? ¿No se suponía que estábamos hablando de ZOMBIES?

Efectivamente ya que estos monstruos de largos colmillos (y algunos con piel brillante como los de Crepúsculo) fueron cambiados por zombies caníbales. Y si no hay más preguntas, continuemos.

Para la creación de esta película de terror se asociaron con diez amigos suyos y crearon la productora Ten Productions. De esta forma, esta película en blanco y negro de trama sencilla sobre un pueblo invadido por zombies caníbales fue rodada con un presupuesto de 114.000 dólares. Aunque la película fue estrenada en unos pocos autocines acabó recaudando la cifra de 30.000 millones de dólares. Los críticos vieron en ella una alegoría de la lucha contra la segregación racial en Estados Unidos debido a su impactante final.

Aquí, tal y como uno puede comprobar tras ver el filme, George A. Romero constituyó las reglas básicas para este género:

1. Si te muerde un zombie, te infectas.

2. Los zombies quieren devorar a los humanos.

3. Para matar un zombie debes dispararle en la cabeza.

Este cineasta dirigió un total de 17 películas y siguió ampliando el mundo de zombies que había creado con películas como : «Zombie, el regreso de los muertos vivientes» (1978), «El día de los muertos» (1985), «La tierra de los muertos vivientes» (2005), «El diario de los muertos» (2007) y «La resistencia de los muertos» (2009).


Pero si por algo también se caracterizaron sus películas y fueron del agrado de muchos fueron las historias humanas que contaba a través de ellas. Si quitamos a los zombies nos encontraremos con críticas a la sociedad en el contexto de los años en los que se rodaron estos filmes.

Por ejemplo, en Zombie, el regreso de los muertos vivientes (secuela de La noche de los muertos vivientes) se critica el capitalismo salvaje y en El día de los muertos se habla de la militarización de la sociedad estadounidense del final de la Guerra Fría.

George A. Romero fue uno de esos directores que dejan huella en el género del terror y los zombies. Libros, películas, videojuegos y otros formatos en los que podemos encontrar este tipo de historias han bebido de las enseñanzas de este maestro.


Esperamos que los equipos de Comtecart nos demuestren este año que este género, a pesar de lo que digan algunos, seguirá viviendo y reviviendo por muchos años más.

¿Conocíais a este cineasta? ¿Habéis visto alguna de las películas que mencionamos?

¡Dejádnoslo en los comentarios!

¡Hasta la próxima actualización!

Redactora del texto: Rebeca Álvarez Torres

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Pages